En detalle

La paradoja del sandwich de mortadela


¿Qué es mejor: felicidad eterna o un sandwich de mortadela?

Aunque parece que la felicidad eterna es mejor, esto no es cierto. La prueba es bastante simple:

Suponiendo que "nada es mejor que la felicidad eterna" y recordando que "un sándwich de mortadela es mejor que nada", tenemos que "un sándwich de mortadela es mejor que la felicidad eterna".

Video: El gato o la tostada? (Agosto 2020).